La ID y Pachakutik ya no pueden ocultar sus divisiones internas

Política

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

28 Abr 2022 - 0:03

Pachakutik, en el Consejo Político del 22 de abril de 2022, y la ID, en rueda del prensa el 26 de abril de 2022. - Foto: PRIMICIAS

La ID y Pachakutik ya no pueden ocultar sus divisiones internas

Autor:

Estefanía Celi

Actualizada:

28 Abr 2022 - 0:03

Las fricciones en las dos bancadas legislativas se agravan en medio de la pugna de poderes en la Asamblea: la división salió a flote, otra vez, en la votación para evaluar a Guadalupe Llori. La ID busca no tener más bajas, mientras que Pachakutik suma problemas sin resolver.

La crisis de la Asamblea Nacional golpea con más fuerza a dos bancadas: Pachakutik y la Izquierda Democrática. Estas dos fuerzas, que lograron por primera vez conseguir bloques significativos en el Legislativo, sufren un desgrane permanente que, cada vez, se hace más grave.

El último capítulo de la división interna en estas dos bancadas (que de hecho, al inicio del período, acordaron actuar como alianza) se vivió este 26 de abril de 2022, durante las votaciones para la conformación de la comisión multipartidista que evaluará a la presidenta Guadalupe Llori.

Allí, a la ruptura en ambas bancadas quedó en evidencia, sobre todo, en la votación para el cambio del orden del día propuesto por Marcela Holguín (UNES). Este pedía incluir en la sesión la creación de esa comisión.

Tanto Pachakutik, representante del movimiento indígena, como la ID, de centroizquierda, se rompieron en la votación para ese cambio del orden del día:

  • Tres asambleístas de la ID apoyaron la propuesta (Amparo Guanoluisa, Lucía Placencia y Xavier Santos), a pesar de que la posición oficial de la bancada era la abstención.
  • 12 legisladores de Pachakutik también votaron a favor de la iniciativa del correísmo. De hecho, solo tres asambleístas (Llori, Joel Abad y Édgar Quezada) votaron en contra.

La situación se repitió en la votación para la creación e integración de la comisión multipartidista, con la diferencia que la bancada oficialista BAN, una parte de la ID y una parte de Pachakutik se retiraron de de esa votación.

Tres legisladores de la ID se quedaron en la sesión (los mismos Guanoluisa, Placencia y Santos) y votaron a favor de la conformación de la comisión.

Mientras que de Pachakutik, se quedaron solo dos: Celestino Chumpi, que votó abstención, y Ángel Maita, que votó a favor. Este último legislador no fue expulsado de la bancada junto a los “rebeldes”, pero actúa con ellos.

El resto abandonó la sesión, incluso quienes habían votado a favor del cambio del orden del día.

En la ID, la pelea es por el “líder”

La ruptura de la ID en esta votación es la evidencia de las diferencias internas que se vienen arrastrando desde hace meses. Esa bancada ingresó a la Asamblea con 18 legisladores, pero, poco a poco, se ha ido “desgranando” hasta quedar con 13.

Su directiva se niega a admitir que hay una ruptura. Guillermo Herrera, presidente de la organización, aseguró que están en un proceso de “depuración interna” y que a eso se deben las bajas. Horas antes de la sesión del Pleno, sostuvo que la bancada está unida.

En total, cinco legisladores han salido de la ID:

La separación de Jaramillo y Moreira puso en evidencia las pugnas dentro de la organización política, que apuntan a su líder, Xavier Hervas. Una facción, de la que formaban parte los dos legisladores y la integran también otros militantes, cuestiona su dirección del partido.

Y la situación se agravó después de las denuncias del presidente Guillermo Lasso en contra de Hervas por presuntas irregularidades en el pago de impuestos.

Las peleas llegaron hasta las redes sociales. Un documento firmado por el Comité Ejecutivo de la ID fue posteado la cuenta de Twitter del partido, pidiendo la restitución de Moreira. Pero Herrera denunció que las cuentas de la organización política habían sido “atacadas” y dijo que esa no era una decisión oficial del Comité Ejecutivo.

Y la pugna sigue adelante. La votación de Amparo Guanoluisa, Lucía Placencia y Xavier Santos sobre la comisión multipartidista evidencia que no siguen las disposiciones de la bancada.

De hecho, cinco asambleístas dieron su firma, hace algunos días, para la autoconvocatoria del Pleno que buscaba conformar esta comisión. Sus nombres no se han hecho públicos, pero se conoce que Moreira (cuando aún no era expulsada) y Santos dieron su apoyo.

Placencia fue designada como la representante de la ID en la comisión multipartidista. Ella aseguró que no conocía previamente que su nombre estaría en la resolución, y que la bancada aún no toma una decisión sobre cómo actuar en el proceso de evaluación a Llori.

Pachakutik acumula problemas

En Pachakutik, las divisiones son varias. Esta bancada va acumulando polémicas internas, que no logran evacuarse. Llegaron a la Asamblea en mayo de 2021 con 27 legisladores, pero de momento les quedan 19.

Las pugnas dentro de Pachakutik comenzaron en diciembre de 2021. Un bando, más cercano al presidente de la Conaie, Leonidas Iza, comenzó los cuestionamientos por la cercanía de la bancada al Gobierno.

Aún así, su directiva se negaba a hablar de ruptura. Ahora, la división es innegable. Ocho legisladores se han separado de esta bancada:

El último capítulo de la división dentro de Pachakutik se vivió este 22 de abril pasado, durante el Consejo Político. Allí, se ventilaron varias polémicas internas que esa organización política no logra superar.

La primera es la de Llori. Los “rebeldes” y la facción más radical del partido pide a Llori que dé un paso al costado, algo a lo que ella se niega.

Patricia Sánchez y Mario Ruiz, parte de esta facción, cuestionaron también que la organización haya resuelto que, si se llega a remover a Llori, nadie de Pachakutik puede asumir ese cargo. “Esta es una resolución de respaldo a Guadalupe Llori, no de las bases de Pachakutik, aquí está gente que no es de Pachakutik, sino funcionarios de la Asamblea Nacional”, aseguró Ruiz.

Un segundo tema de polémica es la reunión que Rafael Lucero, coordinador de la bancada, admitió haber tenido con el expresidente Rafael Correa en México. Aquí también hubo duras críticas. “Es una vergüenza para el país”, aseguró Mireya Pazmiño.

Y aunque en esa sesión del Consejo Político se resolvió remover a Lucero del cargo, no se lo ha hecho. Este 27 de abril, dijo que aspira a seguir en el cargo, pues hay “cosas más importantes”.

Un tercer tema, que tampoco se ha evacuado, son las denuncias presentadas por el presidente Lasso en contra de cinco asambleístas de Pachakutik. Aquí, no ha habido una resolución de sanción interna aparte de la impuesta por la directiva provincial a Rosa Cerda.

También le puede interesar:

Noticias relacionadas